STEVE REEVES

STEVE REEVES

 

 

            Pocas enciclopedias del cine recogen el nombre de Steve Reeves, porque, aunque protagonizó una veintena de películas y contribuyó a la consolidación de varios géneros, pocos lo consideraban realmente un actor: más bien era una presencia, una musculatura y una barba, que desaparecen con su muerte a los 74 años, víctima de un linfoma.

            Nacido en 1926 en Montana (EEUU), fue un culturista elegido Mister América en 1947 y Mister Universo en 1948, que se ganó la vida en el cine. En ese sentido fue un predecesor del más talentoso Arnold Schwarzenegger, de quien era amigo.

 

Reeves recibe el titulo de Mr. Universo En la premiere de Hércules Apoteosis de Hércules Con Primo Carnera en Hércules y la Reina de Lidia

 

            El síntoma de que su carrera en Hollywood no prometía mucho es que su primer papel con diálogo lo tuvo en Jail Bait (1954), una película de Ed Wood, el entrañable peor director de la historia. Pero Reeves fue reclamado, debido a su físico de 1.80 de estatura y 100 kilos de puro músculo, por la industria italiana, en la que logró un éxito inopinable.

            Continuando el género de aventuras mitológicas de la época del cine mudo italiano, "Hércules" (1957), dirigida por Pietro Francisci, batió récords de taquilla que provocaron una continuación inmediata, "Hércules y la reina de Lidia" con el mismo protagonista: Steve Reeves, que llegó a ser el actor mejor pagado en Europa.

 
Posando para Goliat y los bárbaros La batalla de Maratón Los últimos días de Pompeya

 

            Los críticos franceses pusieron a este género el nombre de peplum, por el vestido femenino de la Grecia clásica, y los espectadores españoles lo llamaron de romanos. Reeves fue el rey de este cine: aportaba cierta inocencia, adecuada para héroes intemporales, e incluso, un punto rural, cuyos argumentos eran la honradez y la fuerza.

            "La batalla de Maratón", "Los últimos días de Pompeya" y "Rómulo y Remo" son representativas de este estilo mucho más fantasioso que histórico. Luego se dedicó a otras aventuras exóticas y baratas, en "El ladrón de Bagdad" (1960) o, recuperando a otro héroe favorito del público italiano, "Sandokán" (1965), y se despidió con "Vivo para tu muerte" (1968), un spaghetti western.

 
Con Gordon Scott en Rómulo y Remo Reeves en The Slave El caballo de Troya Reeves en 1996

            Sufrió una grave lesión en el hombro al estrellar su cuádriga en un rodaje contra un árbol y tras algún filme más se retiró en 1969. Desde la Steve Reeves International Society se dedicó a promocionar su obra cinematográfica y el culturismo.

Steve Reeves, actor y culturista, nació en EEUU en 1926 y falleció el 1 de mayo de 2000 en California.